Sierras Chicas: alerta amarilla por escasez de agua

Intendentes de Río Ceballos y Salsipuedes señalan que la falta de lluvias agudiza el problema y reiteraron hacer un uso responsable del agua.
Intendentes de Río Ceballos y Salsipuedes señalan que la falta de lluvias agudiza el problema y reiteraron hacer un uso responsable del agua.

Como cada año con la llegada del calor Sierras Chicas comienza a tener problemas con el agua y los habitantes de esa zona deben extremar las medidas de cuidado para tener un mínimo de suministro. Eduardo Baldassi, de Río Ceballos y Marcelo Bustos de Salsipuedes aseguran que están tomando todas las previsiones para que el agua sea sólo de uso doméstico.

Eduardo Baldassi dijo que a su criterio existe una conciencia colectiva del uso responsable del agua. "Yo creo que todo Sierras Chicas debe ser uno de los sectores donde el menor consumo de agua tiene por habitante", indicó el intendente de Río Ceballos.

Consultado acerca del panorama para los próximos meses, sostuvo que "de acuerdo a la información que tenemos las lluvias van a ser escasas por lo cual hoy tenemos una bajante del Dique (La Quebrada) de 1,86 metros lo que nos dice que debemos tomar algunas decisiones en cuanto al mayor cuidado. Ojalá que esto se revierta pero la situación actual es esa", explicó. 

Por otro lado, el jefe comunal sostuvo, que si bien están en una alerta amarilla, todavía no es necesario restringir el consumo ni hacer algún tipo de corte en el suministro de agua, pero sí seguir haciendo campañas de concientización y explicarle a la gente que la situación es compleja por la falta de lluvias.

Por su parte, Marcelo Bustos coincidió en que la situación está complicada. "Nosotros venimos trabajando hace un tiempo en optimizar el recurso, en mejorar nuestras redes de distribución, pero el tema es que el corredor prácticamente en su totalidad con el crecimiento demográfico que tiene, el recurso es siempre el mismo, es escaso y tenemos que trabajar mucho para que alcance para todos".

"Estar sin agua un sólo día es una situación muy tensa muy triste, que nos hace poner de mal humor a todos. La gente cuida el agua, es solidaria, pero hay otros que no. Y el problema es recurrente", dijo Bustos.

En cuanto a la posibilidad de tomar medidas más duras ante el derroche del suministro como realizar cortes de agua, Bustos indicó que en Salsipuedes no existe la posibilidad técnica de hacerlo: "Si cortamos un barrio, se vacían todas las cañerías y después hasta que se vuelven a llenar y vuelva a tener la presión suficiente para llegar a los tanques pueden pasar 48 o 72 horas, entonces técnicamente es muy complicado".

Fuente: Radio Universidad