Confirman que Rojas murió por los golpes en la cabeza

Una segunda autopsia determinó que el ministro de Desarrollo Social de Catamarca murió de un "traumatismo de cráneo encefálico".
Una segunda autopsia determinó que el ministro de Desarrollo Social de Catamarca murió de un "traumatismo de cráneo encefálico".

Gracias a la realización de una segunda autopsia, se corroboró que el ministro de Desarrollo Social de Catamarca, Juan Carlos Rojas, quien fue encontrado sin vida el pasado domingo, murió por los golpes que recibió en su cabeza por lo que se trabaja con la hipótesis de homicidio.

El parte señala que el funcionario falleció producto del "traumatismo de cráneo encefálico", lo que significa golpes tanto en la cabeza como en el rostro. La información fue confirmada por el fiscal que interviene en la causa, Laureano Palacios. La familia de Rojas pidió el apartamiento del fiscal Palacios de la causa; de no prosperar el pedido le solicitarán al fiscal general Alejandro Dalla Lasta que designe un fiscal coayudante que se sume a la instrucción.

El fiscal Palacios detalló en las últimas horas a través de una conferencia de prensa que "cuando vinieron las autopsias, dijeron que tiene un golpe en el cráneo de atrás, él estaba hablando con una señora por teléfono y se cortó la comunicación. Alguien lo sorprendió de atrás y cayó de bruces y ahí se lastimó la cara".

Las dudas sobre la muerte de Rojas, quien durante algún tiempo ejerció como secretario general de UTHGRA Catamarca (Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos de la República Argentina), comenzaron con las declaraciones de Luis Barrionuevo, titular del sindicato a nivel nacional. “Desde el primer momento mi preocupación fue por la muerte repentina de él estando bien. Tenemos alta sospechas de que fue golpeado, por cómo se dio. No tiene ninguno de los órganos vitales afectados, así que a esta altura estamos sospechando de que recibió un golpe en el cráneo, porque tiene el cráneo golpeado de atrás”, dijo en el programa radial La Brújula.

En tanto, fuentes judiciales indicaron que “la data de muerte es del día anterior por la mañana”, con lo cual se deduce que el funcionario provincial murió el sábado, antes del partido que Argentina disputó con Australia en el marco del Mundial. Por su parte, la ministra de Seguridad de Catamarca, Fabiola Segura, aseguró que “todo el personal de homicidios y criminalística está trabajando” en la causa, y subrayó que se abocan a las pesquisas “los mejores y los de más experiencia dentro de la provincia “.

Todavía no se descarta ninguna hipótesis, y por el momento no hay sospechas concretas contra nadie ni detenidos.