Disturbios por racismo en Estados Unidos

Estados Unidos vive uno de los momentos más tensos de su historia reciente: el motivo es la muerte de George Floyd, un ciudadano afroamericano que estaba desarmado y que falleció mientras era arrestado y sujetado por un policía de Mineápolis, cuando este le apretó con su rodilla en la cabeza sin dejarle respirar. Desde entonces, las manifestaciones de protesta se repiten por todos los puntos del país, algunos con graves disturbios.

Por este motivo, las autoridades locales y estatales desplegaron a miles de soldados de la Guardia Nacional, imponiendo estrictos toques de queda. Además, cerraron el transporte público para poner un freno a los movimientos de la gente, aunque esas medidas hicieron poco por impedir que muchas ciudades volvieran a manifestarse.

Un dato distintivo, es que en el medio de las manifestaciones, en distintas ciudades, los policías, se están uniendo a las protestas arrodillándose en señal de respeto por la memoria de George Floyd, demostrando que su postura ante lo sucedido.