Para Fernández "África quedó abandonada a su suerte"

Durante el séptimo encuentro del Grupo de Puebla, el presidente también criticó la desigualdad social agravada por la pandemia
Durante el séptimo encuentro del Grupo de Puebla, el presidente también criticó la desigualdad social agravada por la pandemia

Durante el 7mo encuentro del Grupo de Puebla, del que participaron 150 líderes políticos de la región, el Caribe y España, el presidente Alberto Fernández hizo su aparición de forma virtual, donde con su palabra pidió "tomar el todo por las astas" para evitar chocar con "la realidad espantosa de la desigualdad" y llamó a "seguir trabajando para que la justicia social, de una vez y para siempre, impere" en la región. Según dijo, para lograr ese objetivo “es imperioso recuperar las banderas del desarrollo”.

“Si de una vez por todas no tomamos el toro por las astas, una vez más nos chocaremos con esa realidad espantosa que la pandemia dejó al descubierto: la realidad de la desigualdad en la que unos pocos disfrutan y millones y millones sufren”, subrayó Fernández. “Somos sobrevivientes (de la pandemia), y como sobrevivientes tenemos el deber ético de aprender de tanto dolor, de asumir las carencias del mundo y la humanidad, y de ver de qué manera ponemos en marcha un mundo diferente”, afirmó el Presidente.

En ese foro del progresismo internacional, el mandatario nacional volvió a llamar la atención sobre que “la pandemia dejó en claro la desigualdad que el sistema económico ha generado en el mundo”, y afirmó que “esa realidad se convierte en un imperativo ético que nos obliga a modificarla”.

Pidió “trabajar para recuperar la lógica del desarrollo productivo para toda América Latina” y dijo que hay que hacerlo “siguiendo el ejemplo de Artigas, de O’Higgins, de San Martín, de Bolívar, de Sucre, de los grandes hombres que unieron a nuestra América latina”. “Si después de todo lo que nos pasó, lo único que vamos a hacer es volver a repetir la historia, entonces no habremos aprendido nada y las futuras generaciones nos recordarán que les hemos fallado”, señaló.

Alberto Fernández también se hizo eco de la crisis sanitaria por la variante Ómicron que se está viviendo en África, y consideró que el continente está “abandonado a su suerte con las vacunas, enfrentando una nueva variante que pone en jaque a todo el sistema internacional nuevamente”. “Eso ocurre mientras que el 90 por ciento de las vacunas quedaron distribuidas en el 10 por ciento de los países más poderosos de la Tierra. Ese no es un sistema de igualdad, eso es una gran injusticia”, resaltó.

El Grupo de Puebla cuenta con 54 líderes progresistas de 16 países y tiene como objetivo fortalecer la integración regional, promover el debate y articular el diseño de programas y modelos comprometidos con el crecimiento con inclusión, el acceso al trabajo, la educación, la salud y la vivienda dignos.

El séptimo encuentro del Grupo tiene lugar en la Ciudad de México entre hoy y mañana y sus ejes centrales son el debate sobre nuevos modelos solidarios de desarrollo y la definición de una agenda progresista para el Continente tras las profundas consecuencias políticas, económicas y sociales que generó la pandemia.

Asisten al encuentro el ex presidente del Gobierno de España José Luis Rodríguez Zapatero; el ex presidente de Colombia Ernesto Samper; el ex presidente de Ecuador Rafael Correa; la ex mandataria de Brasil Dilma Roussef y el ex presidente de Paraguay Fernando Lugo. A través de una conexión remota, también participaron el mandatario de Bolivia, Luis Arce, y el ex presidente de Brasil Lula da Silva.

Fuente: NA