Detienen al expresidente peruano Kuczynski por vínculos con Odebrecht

El ex presidente peruano Pedro Pablo Kuczynski (2016-18) fue capturado hoy por la Policía Nacional, en su casa en Lima, por una orden de detención preliminar por 10 días, a raíz de una investigación por presuntos vínculos con la empresa brasileña Odebrecht. En la resolución, el juez Jorge Luis Chávez señaló que el Ministerio Público presentó como "hecho precedente" los "actos de blanqueo de capital en los que ha incurrido" el ex presidente como consecuencia de "su intervención en presuntos actos de corrupción" vinculados a dos proyectos que fueron concesionados a Odebrecht.

Los proyectos aludidos son la Carretera Interoceánica, en sus tramos 2 y 3, y el proyecto de irrigación e hidroenergético Olmos, adjudicados en el gobierno de Alejandro Toledo (2001-06), prófugo de la Justicia por un millonario soborno entregado por Odebrecht y con pedido de detención.

Kuczynski fue ministro de Economía y primer ministro durante el gobierno de Toledo. El ex mandatario podría estar arrestado por un máximo de 10 días, plazo durante el cual el fiscal y la Policía Nacional allanarán las distintas viviendas y propiedades que Kuczynski tiene en Lima, así como las de su secretaria y chofer, para quienes también se dictó una orden de detención.

"Es una arbitrariedad; he colaborado absolutamente con todas las investigaciones y asistido puntualmente a todas las citaciones de las autoridades judiciales; nunca rehuí de la justicia", afirmó Kuczkysnki en su cuenta en Twitter. "Es un momento muy duro para mí pero lo afrontaré con la entereza de quien solo tuvo el anhelo de tener un mejor país", agregó.

Kuczynski renunció a la presidencia de Perú en marzo de 2018, para evitar que se lo destituyera cuando estaba a punto de iniciarse el segundo juicio político contra él en tres meses, debido a sus vínculos con Odebrecht durante su paso por el gobierno de Toledo y a su salida de este, a través de sus empresas de asesoría financiera.