The Lancet publicó un estudio clave sobre la eficacia de las vacunas 

El trabajo de investigación inició cuando comenzó el programa de vacunación masiva en Argentina e incluye información basada en el análisis de muestras de sangre recogidas durante un año de 100 voluntarios vacunados con dos dosis de la vacuna Sputnik V.
El trabajo de investigación inició cuando comenzó el programa de vacunación masiva en Argentina e incluye información basada en el análisis de muestras de sangre recogidas durante un año de 100 voluntarios vacunados con dos dosis de la vacuna Sputnik V.

Un estudio argentino hecho por el Ministerio de Salud demostró la eficacia de las vacunas contra el Covid en los mayores de 60 años y la revista médica británica, The Lancet, lo publicó y valoró como una “importante contribución que tiene ramificaciones para países de bajos y medianos ingresos debido a la elección de vacunas disponibles”.

El estudio titulado “Evaluando las vacunas contra el coronavirus en el mundo real” analizó la aplicación de Sputnik V, AstraZeneca y Sinopharm, se realizó entre enero y septiembre de 2021 con 1.298.928 personas mayores de 60 años y entre las conclusiones que delineó, destaca una en particular: la importancia de priorizar una sola dosis en 2021.

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, destacó la investigación en un un hilo de Twitter. “Los datos son excelentes: la efectividad para prevenir muertes después de las dos dosis de cualquiera de las vacunas en ese período de tiempo fue mayor al 85% (93,1% con Sputnik V; 93.7% con AstraZeneca y 85% con Sinopharm)”, afirmó.

El documento fue coordinado por Analía Rearte, directora nacional de Epidemiología e Información Estratégica. “El trabajo de Rearte y sus colegas es una contribución importante que tiene ramificaciones para muchos países de ingresos bajos y medios, ya que la elección de las vacunas disponibles en un país rara vez depende del tamaño del efecto observado en los ensayos clínicos primarios, sino más bien de las negociaciones de adquisición con varios fabricantes al principio de la pandemia”, evaluó The Lancet.

“Por lo tanto, los hallazgos son tranquilizadores en cuanto a que estas vacunas de menor perfil ofrecen importantes beneficios de prevención, incluso en personas mayores de 60 años que no habían sido reclutadas adecuadamente en los estudios primarios de las vacunas”, destacó la publicación británica.

Por su parte, Vizzotti destacó el impacto de una inyección dentro de un segmento de los adultos mayores. “Con una sola dosis de las vacunas de vector viral, la efectividad para prevenir la muerte resultó mayor al 80% en individuos de entre 60 y 79 años. Y esa efectividad, además, se mantuvo estable a lo largo del tiempo, por más de tres meses después de la aplicación”.