Sadop apunta a una presencialidad paulatina en las escuelas privadas

El secretario del gremio que agrupa a los docentes privados, Gustavo Berbel, estuvo en Palabras Cruzadas y se refirió a las exigencias para la presencialidad de los docentes.
El secretario del gremio que agrupa a los docentes privados, Gustavo Berbel, estuvo en Palabras Cruzadas y se refirió a las exigencias para la presencialidad de los docentes.

En el ámbito privado de los colegios de Córdoba sigue el debate sobre la vacunación y los testeos a los docentes, desde el Sadop pidieron diálogo para instrumentar la vuelta paulatina a la presencialidad. Gustavo Berbel, secretario del gremio que agrupa a los docentes privados en la provincia de Córdoba, dijo en Palabras Cruzadas que las instituciones privadas "están en condiciones de exigir la vacunación".

“El control médico está permitido por la Ley de Contrato de Trabajo y el colegio tiene la facultad poder hacerlo. Esto no es de ahora, sino desde que fue promovida la ley”, explicó. Y agregó, "Estamos debatiendo el tema y solicitando reuniones con las cámaras empleadoras del sector privado para ver de qué manera le encontramos una solución".

El gremialista reconoció que la vacunación “no es obligatoria porque no hay ninguna norma que expresamente lo exija”, pero aclaró que “el empleador puede exigir un testeo negativo para ingresar a la escuela, en resguardo de la salud de los otros docentes, estudiantes y demás actores de la comunidad educativa”. Y aseguró que el 100% de los docentes privados en Córdoba ya tiene aplicada una dosis de la vacuna contra el coronavirus y resta un 20% por colocarse la segunda dosis.

Además, Berbel se refirió al acuerdo firmado con el Consejo Federal de Educación, que señala que “las escuelas deben estar en condiciones óptimas de infraestructura y servicios para su apertura a la comunidad educativa”. En ese punto, "hay que hacer responsables a las autoridades provinciales al recordar que el acuerdo contempla que “el chequeo permanente por parte de cada jurisdicción de las condiciones sanitarias, de manera de establecer las medidas a continuar o modificar”.

Desde el sindicato continúan bregando por “una presencialidad cuidada y respetuosa por lo cual solicita que, de inmediato, se maximice el cumplimiento y los controles de los protocolos de prevención”, aunque advierte que para ello es urgente avanzar con las instancias de diálogo necesarias para hacer posible un regreso seguro a los establecimientos educativos.