Macri reapareció y dijo que "el populismo es más peligroso que el coronavirus"

El expresidente Mauricio Macri hizo su primera aparición pública luego de haber abandonado el cargo tras su derrota en los comicios de 2019, en uno de los paneles del encuentro llamado “Centroamérica, dramas y oportunidades, desafíos y soluciones”, en Guatemala. Durante su intervención, dijo que el "populismo" es "mucho más peligroso" que el coronavirus, la enfermedad de la que hay un brote actualmente y que causó más de 95.000 contagios y 3.000 muertes.

“Para mí, algo mucho más peligroso que el coronavirus es el populismo. El populismo lleva a hipotecar el futuro. Compromete no solo el desarrollo sino el futuro básico de las comunidades", dijo quien fuera presidente de la Argentina hasta el 10 de diciembre de 2019. Y continuó con sus críticas al populismo: "Además, ha desarrollado un sistema de decir que ellos son los que representan al pueblo. Ellos necesitan gobernar sin contrapesos para poder imponer todas las arbitrariedades que niegan los avances del mundo y de la tecnología”, afirmó.

Macri también dijo que para apuntar hacia una unificación del continente, debe lucharse contra los peligros del populismo. Dijo que en los gobiernos populistas “da lo mismo” y que se “destruye el trabajo y respeto a la ley”, refirió. Macri aceptó que la integración, planteada como la Unión Europea, debe ser asumida por lo líderes políticos pero también respaldada por las ciudadanías de los diferentes países. “¿Por qué fracasan los países?, ¿por qué tienen éxito los países? Porque se animan a la revolución tecnológica, se animan a la competencia, a la transparencia. Todos son valores que tienen que estar y para eso nos tenemos que unir”.

Sin embargo, criticó a la revolución tecnológica, aunque en su mismo discurso había fustigado al populismo por supuestamente evitarla: “Hoy día apretamos un botón y tenemos un auto. Apretamos un botón y tenemos una habitación. Apretamos un botón y escuchamos música o tenemos una película. Apretamos un botón y tenemos pareja. Le digo a mi mujer, que está acá, que -ella- me costó mucho más que apretar un botón. Pero en la democracia, como con mi mujer, cuesta mucho más tiempo cambiar las cosas. Requerimos de dialogar, de negociar, de plantearnos metas, objetivos comunes. En esos tiempos hace falta gente realmente responsable”, dijo.

“Integrarnos hoy también significa evitar estas propuestas seductoras de: yo te lo resuelvo a la velocidad que escuchás tu música todos los días. Eso nos lleva a destruir los procesos de desarrollo, a destruir las reglas del juego”.

Por otro lado, insistió que las inversiones son las que fomentan el desarrollo y la integración. En ese sentido, pidió “reglas claras y permanentes para acumular la inversión y capital, que es lo que te lleva al desarrollo”.