La variante Delta, fuerte en el Reino Unido, sería un 60% más contagiosa

Así lo informaron autoridades sanitarias británicas. En el país europeo, la nueva cepa representa un porcentaje superior al 90% de los nuevos contagios.
Así lo informaron autoridades sanitarias británicas. En el país europeo, la nueva cepa representa un porcentaje superior al 90% de los nuevos contagios.

Un estudio publicado este viernes por las autoridades sanitaria británicas, concluye que la variante Delta del coronavirus es un 60% más contagiosa que su predecesora. Anteriormente el ministro de Sanidad británico, Matt Hancock, había estimado el porcentaje en un 40%. El comunicado se hizo público justo antes de que el Gobierno anuncie su decisión sobre el levantamiento de las últimas restricciones.

En el Reino Unido se registraron 42.323 casos, 29.892 más que hace una semana, de esta nueva cepa. De esta manera, el 90% de los nuevos contagios corresponde a Delta. En específico, el informe señala que la variante Delta “denota un riesgo mayor de aproximadamente un 60% de transmisión en el núcleo familiar” respecto a la variante Alfa. Esta última, había sido identificada en diciembre pasado, en el sureste de Inglaterra, y fue la causante de una disparada de casos que llevó a casi cuatro meses de confinamiento.

Pero, por otro lado, se considera “alentador” que este nuevo aumento no vaya acompañado de un incremento similar en las hospitalizaciones. En este momento, son alrededor de mil los contagiados con Covid-19 que se encuentran internados.

“Los datos indican que el programa de vacunación sigue mitigando el impacto de esta variante en las personas que ya recibieron dos dosis de la vacuna”, aseguran desde el organismo.

Por supuesto, y como ya es sabido, Jenny Harries, directora general de la agencia de seguridad sanitaria británica, insistió en que la vacunación “reduce el riesgo de enfermedad grave, pero no lo elimina”.

Cabe mencionar que Reino Unido es el país europeo más golpeado por la pandemia: suma 128.000 muertes. En cuanto a las vacunas, desplegó una campaña masiva que en seis meses administró dos dosis al 77% de los adultos.