La conflictividad laboral en Argentina es la más alta del mundo

El dato se desprende de un estudio de la Bolsa de Comercio de Córdoba. Santa Cruz es la provincia que más protestas tuvo. Mirá la posición en el ranking del resto de las provincias.
El dato se desprende de un estudio de la Bolsa de Comercio de Córdoba. Santa Cruz es la provincia que más protestas tuvo. Mirá la posición en el ranking del resto de las provincias.

La Bolsa de Comercio de Córdoba (BCC) publicó un informe en donde señalan que la Argentina registra un alto nivel de conflictos en el ámbito laboral. En promedio, entre 2010 y 2020 cada trabajador perdió casi una jornada laboral por año debido a paros mientras que en el resto del mundo, fue solo media hora. La Argentina fue 14 veces más conflictiva que el promedio mundial. En el país, con 200 paros cada 100.000 habitantes en este período, Santa Cruz fue la provincia más conflictiva.

De haberse trabajado, las horas perdidas en la Argentina equivaldrían a unos US$ 5.300 millones en valor agregado para toda la economía (no se contabiliza el impacto indirecto). En el período hubo 27.000 conflictos laborales en el país, de los que 11.000 derivaron en paros.

Los cálculos son sobre la información publicada por el Ministerio de Trabajo de la Nación y fueron cruzados con el PBI diario por trabajador, ponderando de acuerdo al nivel de conflictividad de su sector. Para el mundo, se tomaron los números de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

La conflictividad laboral en Argentina es la más alta del mundo • Canal C

Aunque cuentan con mayores niveles de protección y de estabilidad, los trabajadores públicos son los de mayor nivel de conflictividad. El 90% de las jornadas de trabajo perdidas en la última década se explican por paros en los tres niveles del Estado, que emplean a una de cada tres personas en el país.

En promedio, un empleado público perdió 2,3 jornadas de trabajo por año, 16 veces más que un privado. En comparación con el mundo, el sector público argentino es 38 veces más conflictivo. En el área privada, un empleado perdió en promedio una hora de trabajo por año; entre dos y tres veces más arriba que el promedio mundial.

La conflictividad laboral privada tuvo su piso -en el período analizado- en 2019. Entonces fue 50% más alta que el resto del mundo. Pese a las restricciones por la pandemia del COVID-19, aumentó en 2020 y 2021, quebrando la tendencia previa.

El deterioro del salario real frente la inflación explica ese comportamiento. En 2019, 35% de los conflictos privados fueron a nivel nacional, la cifra más que se duplicó (73%) en los últimos dos años.

La conflictividad laboral en Argentina es la más alta del mundo • Canal C

La administración pública, con 3.600 paros en diez años fue la más conflictiva; la salud pública registró 1.900 y la educación estatal, 1.300. La única actividad privada que tuvo un nivel de conflictividad equivalente a la pública fue la del transporte, con 1.400 paros; la industria contabilizó 900.

La conflictividad laboral en Argentina es la más alta del mundo • Canal C

La provincia de Buenos Aires fue la que concentró más conflictos con 1.800 paros registrados. El pico fue en el período 2012-2015, con una elevada injerencia del sector público provincial. Sin embargo, el nivel de conflictividad que presenta respecto a su población es de los más bajos del país.

Otras jurisdicciones como Mendoza, la Ciudad de Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba, también cuentan con una cantidad de conflictos cada 100 mil habitantes debajo del promedio del país: 9, 18, 19 y 21, respectivamente.

Santa Cruz es la provincia más conflictiva en términos relativos, con 208 paros cada 100 mil habitantes. En esta provincia, 500 de los 700 paros de la década fueron en el sector estatal.

Tierra del Fuego y Chubut completan el podio, con alrededor de 100 conflictos cada 100 mil habitantes cada una de ellas, mientras que un escalón por debajo se encuentran Neuquén y Catamarca.

Fuente: BCC