La Asamblea de DD.HH. repudió la decisión de la Iglesia en Córdoba

Desde la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) regional Córdoba emitieron un comunicado pidiendo al Gobierno provincial que haga cumplir las medidas sanitarias para combatir la pandemia y repudiando la decisión del Arzobispado de Córdoba de negarse a cumplir algunos de los protocolos.

“Exhortamos al Gobierno provincial a reforzar los esfuerzos para hacer cumplir las medidas de distanciamiento y aislamiento social, preventivo y obligatorio recientemente dispuestas por el Gobierno nacional y el Gobierno de la Provincia de Córdoba”, indica el escrito en su primer párrafo.

“Ante un escenario de desborde del sistema sanitario provincial, con una ocupación de más del 76% del total de camas criticas Covid-19, recordamos que todas las personas, sin excepción, tienen el derecho a cuidados que les salven la vida y esta responsabilidad recae en los Gobiernos. Esta atención medica es un derecho humano, como fuera ratificado por el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas”, continúa el comunicado.

Con respecto al comunicado emitido ayer por el Arzobispado de Córdoba, calificaron de “irresponsables las declaraciones del Monseñor Carlos Ñañez". “Ante las declaraciones del arzobispo de Córdoba donde manifiesta ‘no acompañar esas medidas, que estimo exageradas’, la APDH regional Córdoba manifiesta su más enérgico repudio”.

“En la situación en la que nos encontramos, en medio de una pandemia que, solo en la Provincia de Córdoba, ya se ha llevado la vida de más de 700 personas, las declaraciones del arzobispo de Córdoba son de una irresponsabilidad mayúscula y están en línea con una campaña concertada que busca debilitarnos como sociedad”, indicaron desde la APDH.

Leer más: Finalmente habrá misas de hasta 30 personas en Córdoba