Extienden casi dos años la condena al padre Julio Grassi

La medida aún puede ser apelada por la defensa del sacerdote, condenado por abuso sexual.
La medida aún puede ser apelada por la defensa del sacerdote, condenado por abuso sexual.

La Cámara de Garantías de Morón hizo lugar a un planteo de la querella contra el sacerdote Julio César Grassi y extendió el término de su condena en casi dos años, hasta el 30 de mayo de 2028.

El tribunal acogió una apelación del abogado Juan Pablo Gallego, quien advirtió que el inicio del cumplimiento de la condena de Grassi fue en una fecha posterior a la consignada en el cómputo original de la pena y, por lo tanto, no le correspondía la aplicación de la Ley del 2 x 1, ya derogada.

Según el cálculo de esa ley, el plazo de la condena de 15 años de prisión para Grassi por “abuso sexual agravado” hubiera vencido el 7 de agosto de 2026.

La Cámara de Garantías aceptó el planteo por “mal cómputo y errónea aplicación de la Ley del 2 x 1”, y estableció el nuevo vencimiento de la pena. La medida es apelable por la defensa de Grassi en por lo menos dos instancias: la Cámara de Casación Bonaerense y la Suprema Corte de Justicia provincial.

Por tratarse de una sentencia definitiva, que además restringe la libertad del condenado por un plazo mayor al previsto inicialmente, la cuestión podría ser tratada también por la Corte Suprema nacional.